Paella

La paella. Plato estrella en muchas casas de este país y en periodo estival me temo que más todavía. Por ese motivo:
Whole kitchen  en su Propuesta Salada para el mes de julio nos invita a preparar un clásico de la cocina española, la Paella. 
Este es uno de mis platos preferidos pero tengo mis manías. Jamás la como fuera de casa, me refiero a restaurantes. Tengo el listón muy alto y el motivo no es otro que la paella de mi padre es la mejor del mundo, mundial!!!! Tengo que decir que mi hermana le va a la zaga y no tiene nada que envidiarle, pero la vetaranía del Maestro es un grado. 
Por este motivo, teniendo unos paelleros como los que tengo en casa yo, prácticamente ni lo intento. Hago todo tipo de arroces pero la paella la reservo para cuando me invitan a sus casas. 
El otro día hicimos una comida familiar y fue mi padre el que hizo la paella en mi casa. Incluso se trajo la olla en la que la hace. Que no es una paellera, pero le sale exquisita. 
La preparación de la receta es la redacción que me ha enviado mi padre. Me ha hecho hincapié en  que os diga que es una paella sui generis. No es valenciana, no es de marisco exclusivamente. Tampoco de verduras. Es la nuestra, la de mi familia. LA PAELLA DE MI PADRE. 
La paella de mi padre

Ingredientes para ocho personas:
1 kg de arroz 
16 gambas rojas grandes 
16 cigalas grandecitas fresquísimas
2 sepias limpias y la salsa de una de ellas
6 calamares grandes 
1/2 Kg de mejillones
1/4 almejas
1 Kg de carne magra de cerdo
3 tomates rallados
Unas hebras de azafrán
3 ajos
Unos granos de pimienta
Sal 
Aceite de oliva
Preparación (transcripción de la receta de mi padre): 
Freímos dos o tres ajos, que machacaremos en el mortero con unos granos de pimienta, el azafrán y un poco de sal.

Mientras, abrimos los mejillones y las almejas con agua salada que luego usaremos para el caldo.

Doramos la carne. Truco: Ha de quedar bien dorada, esto hará que el arroz coja un punto enganchoso. Cuando está, muevo toda la carne a la mitad derecha de la paella y en la otra mitad doro la sepia y el calamar. Cuando está lo junto todo a la derecha y en el espacio que queda doro dos o tres tomates rallados.

Luego lo juntamos todo para que se junten los sabores,ahora es el momento de poner lo del mortero disuelto con parte del caldo de los moluscos y añadimos el resto a la paella. Añadimos agua caliente y dejamos hervir hasta que todo este,casi blando, se acabara de ablandar con el arroz.

Añadimos agua caliente si ha reducido tras la cocción, corregimos de sal y cuando vuelva a hervir ponemos el arroz, la medida... Yo suelo hacer un caballón de lado a lado de la paella, que sobresalga.

Tras extender bien el arroz por todo el recipiente (no se volverá a tocar) es el momento de poner, clavándolos, los mejillones y las almejas, por último colocamos bien tapado por el caldo el marisco. Imprescindibles las gambas rojas y unas cigalas frescas.

La cocción, esto se aprende de la experiencia, pero... Fuego fuerte durante los primeros 5-10 minutos controlando que hierva igual por todos lados, yo suelo mover la paella dándole la vuelta, luego otros 5 minutos reduciendo el fuego para que hierva más por el medio. Al final fuego fuerte hasta que no quede caldo ninguno, se oiga, literalmente, crujir el arroz, y huela a quemado si acercas la nariz.

Truco. Dejar reposar 5 minutos con el fuego apagado, y tapado con un trapo de cocina limpio.

Cada paella que hagamos nos saldrá mejor que la anterior, ya que la experiencia cuenta mucho en la cocina, y con esta maravilla de plato, más...



Vamos, no hace falta decir nada más, verdad?


		

21 pensamientos en “Paella

  1. Es muy parecida a la receta que preparamos en casa de mi madre, normalmente la hace ella, porque en mi casa somos dos y los niños y me da mucha pereza prepararla para nosotros sólos. Mi madre le pone pollo, aunque mi suegra le pone solomillo. Así que es muy parecida la paella que comemos nosotros a la de tu padre. Pero seguro que la de él está aún más buena, según cuentas…. ¡Qué alegria tener un cocinero así en la familia!, mi padre no se prepara ni el desayuno, se lo tiene que preparar mi madre, imagínate. Bueno, un beso y disfrutad de esas comidas familiares con esa gran paella. Un besazo.

  2. A mi em passa el mateix no m´agrada menjar-la fora de casa…les noto resseques i amb molt de gust de colorant. La meva mare la fa similar a la del teu pare…És un èxit assegurat.

  3. Las paellas no solo son tradicionales y no solo son muy festivas. Son además ese reducto en el que macho hispánico entraba en la cocina el domingo y cocinaba sin temor a que le llamaran medianena o parecido.La paella y la carne a la brasa, buenísimos y también igualitarios. Aunque bueno, creo que al final también les tocaba fregar a las de siempre hehehe.Y ya concretando en la paella de tu padre, se ve fantástica!! :))

  4. Hola Esther, impecable presentación de la paella, que requeteperfecta, está de revista. Que rica siempre la paellita. Vengo a agradecerte tu colaboración haciendote nuevamente seguidora de mi blog, por fin todo resuelto, te apuntas al sorteo que os he preparado ???? Besos y gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s